Educación pública en centros de la Consejería de Educación y concertados

La realidad educativa de Cantabria camina por una senda plagada de zonas despejadas que auspician un futuro mejor, a la vez que transita por lugares repletos de nubarrones, si se me permite la expresión, fruto de la una realidad sociopolítica que afecta muy directamente al sector

Las zonas despejadas se construyen día a día desde la determinación de la propia Administración educativa y la fuerza de la razón que emana de algunas organizaciones,FJM 176 como CECE Cantabria, por despejar incógnitas que tradicionalmente lastraban principios constitucionales irrenunciables como el referido a la libertad de enseñanza. Las familias, los estudiantes y los ciudadanos exigen el derecho a elegir el modelo de educación y formación que mejor se adapte a sus demandas y expectativas. La Administración educativa debe velar porque esa elección se produzca en igualdad de condiciones para que todos los centros provean una educación pública de calidad. ¡Estamos, todos juntos, haciendo camino al andar!

Hoy podemos afirmar que en Cantabria acuñamos el concepto de educación pública proporcionada por centros docentes de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte  y por privados concertados. Los centros, unos y otros, prestan un servicio público del que se benefician las familias y la sociedad en su conjunto.

CECE Cantabria mantiene su hoja de ruta. Su actividad pone el foco en contribuir a la mejora continua del sistema educativo, colaborando lealmente con la Consejería de Educación, Cultura y Deporte y defendiendo, a su vez, las legítimas reivindicaciones, las generales y las específicas, que afectan a los centros concertados, particularmente a sus asociados.

 1 entrada a ceremonia 35 aniversario

Por otro lado, esta Asociación muestra su perplejidad más absoluta ante la exigencia permanente de los agentes sociales que representan EXCUSIVAMENTE los intereses de los profesionales de los centros docentes de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte. Su actitud sectaria y discriminatoria respecto de la enseñanza concertada roza el insulto a la inteligencia ciudadana.

Lo más grave de su discurso consiste, pienso yo, en su afán de trasladar a la sociedad un mensaje perverso, malicioso, mediante el cual tratan de inocular a la ciudadanía una

2 cecelogo

 

percepción demoledora de que la enseñanza concertada es la culpable de todos los males económicos del sistema. Evidentemente, a nadie engañan. Sus connotaciones políticas, partidistas y monolíticas no aguantan un análisis medio serio. ¿Han oído ustedes hablar a estos “salvadores de la patria” de la eficiencia en el coste educativo? Me remito a un informe de CECE, basado en unas estadísticas del MEC de 2008, donde encontraremos la evidencia más contundente a lo que afirmo. A día de hoy no dispongo de datos exactos pero me atrevo a afirmar, sin temor a equivocarme, que la tendencia se mantiene.

En Cantabria, a raíz del cambio de Gobierno, fruto de las últimas elecciones autonómicas, hemos avanzado cualitativamente en el logro de algunas reivindicaciones históricas. Por ejemplo, el consejero de Educación, Cultura y Deporte se ha posicionado públicamente a favor de respetar el derecho de elección de centro por parte de los padres. Esa postura ha permitido el crecimiento de unidades, particularmente en Formación Profesional.

Este curso ha estado marcado por las protestas y reivindicaciones de los agentes
sociales agrupados bajo el paraguas de la Plataforma por la Enseñanza Pública, en defensa de los profesionales de los centros docentes de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte (me resisto a aceptar el concepto de defensa de la enseñanza pública, porque no defienden a los centros concertados en cuyas aulas se escolarizan más del 30% de alumnado) y en contra de la política educativa del Gobierno. Entre sus respetables demandas se encuentra una que, en mi opinión, es absolutamente rechazable. Me refiero a su manifestación sobre el trato de favor que reciben los centros concertados. Simplemente, ¡es falso! ¡…Y lo saben muy bien!

3 consejo escolar de cantabria

CECE Cantabria se ha manifestado públicamente en defensa del sector y su significado e importancia dentro de la red de centros educativos tanto públicos como concertados, en cuantos foros y medios de comunicación ha tenido oportunidad. Nuestra tradicional posición a favor de la paz social y la solución de problemas a través del diálogo y la negociación no ha sido óbice para trasladar a la opinión pública una valoración del coste del puesto escolar en los centros responsables de la provisión de la enseñanza pública, en aquellos de la Consejería de Educación, Cultura y  Deporte y en los concertados.

Lamentablemente, sigue existiendo un distinto trato normativo para los centros docentes de la consejería y privados concertados. Normas que afectan a toda la comunidad educativa, limitan su aplicación a los centros de la Consejería. Esa realidad constatable significa una clara discriminación a los alumnos de la red concertada. Algunos ejemplos podemos encontrar en las decisiones adoptadas por la Consejería sobre auxiliares de conversación, servicios de apoyo y asistencia a los centros, implantación de programas de educación bilingüe; proyectos de innovación pedagógica y organizativa para la aperturas de los centros a la comunidad, financiación de plazas públicas de Educación Infantil, enseñanza semipresencial y a distancia,…

 6

Las decisiones del Gobierno en materia de reducción del déficit público han trascendido, también, en la enseñanza concertada. Los ajustes en los presupuestos de la comunidad autónoma de Cantabria repercutieron en la partida de educación aplicable a los centros concertados, pasando de 76,5 millones de euros en 2012 a 75 millones de euros este año 2013. Ello ha motivado la supresión de las subvención para equipamientos (360.000 €), la paga extraordinaria de Navidad al personal docente, o la denominada paga de los veinticinco años.  Se mantiene, asimismo, la medida ya adoptada anteriormente de la reducción del salario de los docentes en un 5%.

  

El día a día de la Asociación es fluido. CECE Cantabria forma parte de la

4 VALORES

Mesa de la Concertada; celebra juntas directivas abiertas a todos los asociados, mensualmente; mantiene reuniones bilaterales a distintos niveles, sea con las administraciones públicas, sea con los agentes económicos y sociales (consejero y directores generales, comisión de becas, incremento salarial del personal de administración y servicios,…). CECE Cantabria tiene representación en el Consejo Escolar de Cantabria, en el Pleno y en la comisión de Planificación General de la Enseñanza; es miembro del Observatorio para la Convivencia Escolar de Cantabria y participa en otros eventos públicos y privados de interés educativo manteniendo presencia en medios escritos y audiovisuales de la Región.

En el próximo pasado la Asociación mantuvo reuniones con sindicatos, otras patronales y la Consejería de Educación para valorar la regulación que afecta a la jubilación parcial (Real Decreto-Ley 5/2013 de 15 de marzo). De esta actuación se derivó una información a todos los centros asociados procurándoles los apoyos precisos para la elaboración de los acuerdos colectivos entre centro y trabajadores y su registro en el INSS.

El colectivo que representa la enseñanza concertada y, singularmente los centros asociados a CECE Cantabria, no es ajeno a la realidad social que aflige y hastía a los ciudadanos: el desempleo, los recortes, las promesas incumplidas, los pronósticos equivocados, los desahucios, el secesionismo,…  Ahora bien, dentro del legítimo respeto al derecho a discrepar y reivindicar de cada ciudadano o colectivo, abogamos con determinación por el cumplimiento de la legalidad vigente, aunque no siempre nos satisfaga. Rechazamos, con igual contundencia, aquellas posiciones partidistas, de carácter exclusivamente ideológico, que atentan contra los derechos y libertades de cuantos trabajamos lealmente en los centros de enseñanza concertada y de cuantos ciudadanos optan por la oferta educativa plural que proporciona.

CECE Cantabria trabaja por reforzar el concepto de interés general de la Educación en libertad y en igualdad de oportunidades; respeta el derecho a discrepar, inherente de un Estado democrático como España; colabora lealmente con la Administración pública y con los agentes económicos y sociales; defiende el principio constitucional de libertad de enseñanza; promueva la calidad educativa a través de la introducción en el aula de pedagogías innovadoras por profesionales docentes dinámicos y facilitadores del proceso de aprendizaje de sus discentes y defiende, con ahínco y determinación, aquellas reivindicaciones –muchas de ellas históricas- que permitan a sus centros asociados ofrecer una enseñanza pública en igualdad de condiciones, medios materiales y recursos humanos que los que disponen los centros de titularidad de las Administraciones del Estado, Comunidad Autónoma o de las corporaciones locales.

 5

Permítaseme concluir con una significativa frase que me inspira optimismo y confianza para el futuro. Pertenece a uno de los más ilustres poetas del posromanticismo, el inglés Lord Alfred Tennyson: “nunca será tarde para buscar un mundo mejor y más nuevo, si en el empeño ponemos coraje y esperanza”.

Por Fco. Javier Muñiz Bárcena, presidente de CECE Cantabria

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: